lunes, 28 de noviembre de 2011

PREPARACIÓN DE SAN GUILLERMO CON AGRIMONIA




Para afonías, ronqueras e inflamaciones de garganta.

La llamada preparación de San Guillermo se usó muy especialmente entre oradores y cantantes con efecto saludable y comprobado.

Consiste el remedio en 180g. de hojas de agrimonia por litro de agua y se hace hervir hasta que se pierde un tercio del líquido. Luego se añade miel y se efectúan gárgaras cinco veces al día.

domingo, 6 de noviembre de 2011

LOCIÓN DE ALOE VERA



Pocos remedios hay, que sean efectivos, contra la caída del cabello, especialmente si es de origen nervioso o depresivo. Pero el Aloe Vera, es una planta mágica por excelencia, relacionada con el elixir de la larga vida y que posee el secreto de poder nutrirse con la energía griálica, y por eso sus propiedades medicinales restauran en el organismo la energía de la vida. Tiene muchísimas, pero aquí vamos a dar la formula para preparar una loción contra la caída del cabello:

Hay que dejar macerar al sol el jugo de varias hojas de aloe en vinagre durante nueve días, al cabo de los cuales se cuela y se guarda en una botella de vidrio herméticamente cerrada. Se emplea diariamente en el cuero cabelludo en forma de loción.


PEDILUVIOS Y ACEITE DE LAUREL

El Laurel posee grandes propiedades medicinales, por ello a Esculapio, dios de la medicina, se le representa con hojas de laurel, pues además el laurel verde es el símbolo de la vida, considerándose en la antiguedad la planta de la juventud ya que posee un potente poder rejuvenecedor.




Debido a su conexión con las energías telúricas activa el centro alquímico de los pies, por ello resulta especiialmente eficaz su empleo en forma de pediluvios. Se hierve un puñado de hojas por litro de agua, y se utiliza contra los dolores reumáticos.

El aceite que se elabora macerando un puñado de hojas frescas de laurel en un litro de aceite de oliva, virgen, puro, extra, durante 9 días, es también un magnifico remedio contra el reúma, y en forma de friega, para aliviar los dolores de cólico y enfriamiento de los riñones.


ACEITE DE LAVANDA

En el tratamiento de los dolores de cabeza de origen nervioso y de los vértigos, se emplea el aceite de lavanda preparado de la siguiente forma:



Se vierten tres cuartos de litro de aceite de oliva virgen, puro, extra, en una vasija que contega 15 gramos de flores frescas. A continuación se cierra el recipiente de manera hermética y se coloca en un lugar fresco. Una vez que hayan transcurrido veinte días, se filtrará el aceite mediante un colador de trapo y se guardará en una botella de vidrio bien tapada.

La dosis indicada será de cinco o seis gotas tomadas varias veces al día. Contra los vértigos, se tomarán 10 gotas disueltas en un poquito de agua templada.

sábado, 5 de noviembre de 2011

ALCOHOLATO DE MENTA

Para aliviar las digestiones difíciles, se recomienda el alcoholato de menta, que se prepara del siguiente modo:



Se vierte un puñado de hojas de menta en medio litro de alcohol de sesenta grados, dejándolo en maceración durante cinco días; a continuación se añade el jarabe obtenido de la cocción de 180 gramos de azúcar y 120 gramos de agua. Se mezclan bien estos ingredientes y después de veinticuatro horas se filtran y se conservan en una botella de vidrio bien cerrada.

La dosis indicada será de quince gotas diluidas en un vasito de agua azucarada cada vez que se experimente pesadez de estómago.



BÁLSAMO DEL SAMARITANO


En la curación de heridas, llagas, quemaduras y úlceras se recomienda untar la zona afectada con el Bálsamo del Samaritano. Se prepara del siguiente modo:




Se mezcla aceite de oliva, clara de huevo y vino blanco a partes iguales. Se mezcla un instante hasta conseguir la emulsión de la mezcla y se aplica de la manera indicada hasta conseguir la curación de la afección.


VINO DE ROMERO




Se emplea para combatir el agotamiento físico e intelectual del modo siguiente:

Se pone a calentar un litro de vino tinto de primera calidad al baño Maria con 100 gramos de romero por espacio de veinticinco minutos. Seguidamente se retira del calor y se deja entibiar. Se filtra y puede conservarse en una botella de vidrio bien cerrada.

La dosis indicada es un vasito media hora antes de las comidas.

No lo deben consumir las personas con hipertensión.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...